Masiosare agencia de noticias

Masiosare
Los resultados del censo 2020 en relación con las personas que se reconocen como afrodescendientes o afromexicanas - Foto: Inegi

Inegi y su conteo en el 2020… ¿qué sigue?

En el censo último, se incluyeron nuevas temáticas a indagar, como las tecnologías de la información y la comunicación, la migración interna, las personas afromexicanas, el sedentarismo y la discapacidad

POR: Aleida Alarcón, Visitas: 203

Publicado: 28/01/21 12:28

 

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), presenta su censo poblacional en su edición 2020; y nos dicen que ya somos 126 millones 014 mil 024 personas en México; nos dan cuenta de las generalidades y particularidades que tenemos los ciudadanos mexicanos, así como las condiciones en las que habitamos este país desde la perspectiva micro social.

Aparece algo en esta encuesta, son las temáticas “nuevas” que fijaron en los cuestionarios como:

1. Nuevos bienes y TIC (tecnologías de la Información y Comunicación).

2. Municipio de residencia de 5 años y más (causa de migración si era el caso).

3. Afromexicanos y/o Afrodescendientes.

4. Condición de actividad (sedentarismo).

5. Grado de limitación o discapacidad.

Es de relevancia comentar estos nuevos ítems, porque responden a la política pública de inclusión que todos los países del mundo están aplicando; para lograr programas y acciones de gobierno que visibilicen cada sector de la sociedad.

Es notaria la mejoría que la población ha tenido referente a varios rubros, como la alfabetización, que disminuyo casi el doble, la tasa de analfabetismo es del 4.7% en comparación al año 2010 que era del 6.9%, la estadística muestras tan solo en la población femenina, que es la que menos acceso tiene a la educación, durante 10 años se alfabetizaron a 617, 204 mujeres, e incremento su grado promedio escolar de 8.5 a 9.6; esto significa que las mujeres en México estudian hasta la secundaria, iniciando o dejando su nivel medio superior trunco.

Esto nos lleva a la inclusión de las mujeres en la actividad económica, en el país la tasa de participación de las mujeres creció 3.4 puntos porcentuales del año 2000 al 2010 y aumento 15.7 puntos porcentuales en los últimos 10 años, significa que las mujeres fortalecimos la economía en todos sus niveles en el país, y es bueno, ya que somos el 51.2% de la población total del país, es decir que existimos 64,540,634 mujeres en México; esta ecuación se replica en porcentajes similares en el mundo. Hay más mujeres que hombres.

La edad promedio es de 29 años de edad, somos una población altamente activa para la economía, las mujeres en este grupo representan el 4.1% mientras que los hombres tienen el 3.9%, esto significa que nuestros jóvenes están por iniciar una curva de desarrollo para la sustentabilidad económica a través de actividades formales e informales que se generen con ellos; y es de importancia referirlo ya que el promedio de edad en el mundo es de 30.4 años, quiere decir que podremos tener la fuerza en sostener a nuestras generaciones antecesoras; pero la misma encuesta no da datos en los cuales observamos el comportamiento de las descendencias ligadas a las TIC´s; en la que nos están llevando a un nuevo sistema de comunicación y con la pandemia en compañía, se potencializa el uso de estas herramientas tecnológicas.

En el país el 43.3% de las viviendas cuenta con el servicio de tv por paga, y el 18,8% usan plataformas digitales para consumir películas, música y videos de paga por internet; esto significa que 3 de cada 10 casas cuanta con internet para el uso de estas tecnologías.

Esto nos lleva a reflexionar sobre la calidad de comunicación que están teniendo nuestros jóvenes en México, el material del consumo de información y la misma calidad de datos que obtienen; ¿en que se transforma?

Jóvenes competitivos y dependientes de herramientas que los hacen aislados de la sociedad misma, jóvenes victimas del aislamiento por pandemia y que potencializan el uso de espacios en el mundo digital para mantener contacto humano, pero digital; ¿cómo incorporar a estos jóvenes? ¿Qué seguirá después de que termine la pandemia para ellos? ¿los gobiernos están listos para cambiar su sistema de gobernar ya que el grueso de población, serán ellos, que se hará? 

Muchas incógnitas despertaron los datos de la estadística del INEGI, ahora bien, ¿qué hacer con ellos?; desde la academia se seguirá estudiando el fenómeno de la violencia en jóvenes y mujeres, el crecimiento económico de las familias, el desarrollo de las mismas; pero en estos tiempos los escenarios son atípicos para su activación, para la incorporación, ¿Cómo guiar a un joven que ya esta con su licenciatura terminada? Y que sus protocolos fueron virtuales, su vida debe seguir, como incorporarse a la actividad económica si es aun tres veces más limitada por la pandemia, ¿Qué sigue para ellos?

Cuando se leen números, el cerebro analiza y la razón se activa para reflexionar de que servirá y qué hacer con ellos, bravo por el INEGI que incluyo ya la cuantificación de los afromexicanos, vaya, nos la debían, ya somos 2,576,213 personas auto reconocidas como afromexicanas y eso también es de poner en la mesa para atender la inclusión, la inclusión de jóvenes y mujeres que estaban doblemente invisibilizados, porque estábamos en una minoría que la misma minoría no nos reconocía.

Y aún más, siguen las cuestiones para saber que sigue, porque en este tema, hay un compromiso que cumplir ante Naciones Unidas como estado mexicano, que es el Decenio para los afrodescendientes; pero esa es otra línea para redactar a detalle.

El INEGI, nos actualizo los datos, los gobiernos deben atenderlos a través de sus políticas públicas, los académicos para estudiar el cambio y generar informes cualitativos de lo que es urgente y los ciudadanos, que sepamos cómo estamos y que aportar para mejorar y continuar creciendo en el sentido de un bienestar familiar como lo muestra esta estadística a nivel general.

@aleidaad

aleidaad@outlook.com