Masiosare agencia de noticias

Masiosare
La clínica del ISSSTE en Cuautla - Foto: Especial

Denuncian ante FGR a médicos que vacunaron ilegalmente en Cuautla

Habrían vacunado a familiares y amigos sin respetar el calendario federal de aplicación de la dosis contra covid-19; los hechos ocurrieron en una clínica del ISSSTE en Morelos

POR: Jaime Luis Brito, Visitas: 90

Publicado: 28/01/21 11:30

 

Autoridades del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) denunciaron ante la Fiscalía General de la República (FGR) la aplicación de vacunas contra Covid-19 a directivos y familiares que no tenían derecho a ser inmunizados, no les correspondía según el calendario dado a conocer por la Presidencia de la República.

Luego de la denuncia anónima de trabajadores del ISSSTE, la delegada en Morelos del organismo, Verónica Solano Flores, informó que los hechos ocurrieron en la Clínica Hospital “Dr. Rafael Barba Ocampo”, en Cuautla, por lo que se dio vista al Órgano Interno de Control (OIC) regional y se presentó una denuncia ante la Delegación de la FGR.

“Se está solicitando se esclarezcan los hechos de la aplicación de la vacuna contra  el Covid-19 a personas externas a la Clínica Hospital en Cuautla, se llegue a la verdad de lo acontecido y se determine no solo a los presuntos responsables, sino también se les sancione administrativa o penalmente, según sea el caso.

“Lo he dicho y lo reitero, en la Delegación Estatal del ISSSTE no estamos actuando con influyentismo, no estamos solapando ninguna irregularidad administrativa y no estamos encubriendo a ningún servidor público. Quién resulte responsable de los hechos, la va a tener que pagar, ¡sea quién sea!”,  expresó la funcionaria federal.

Por la mañana, trabajadores ISSSTE en Morelos denunciaron anónimamente que por lo menos 15 familiares de directivos y dos funcionarios que no están en la primera línea de atención a pacientes contagiados fueron vacunados contra covid-19.

A través de redes sociales primero, y luego en una entrevista telefónica, empleados de la Clínica Hospital “Dr. Rafael Barba Ocampo” en Cuautla hicieron pública la irregularidad. Señalaron directamente al Jefe de Atención Médica y encargado del programa de vacunación de esa institución en Morelos, Armando Ramírez Saldívar, de haber incurrido en el abuso.

También acusaron a la subjefa de enfermeras de dicho hospital, Berenice Sánchez Vergara, quien sí tenía derecho a vacunarse, pero que además llevó a vacunar a su mamá y a su abuela.

“Quiero denunciar que me parece injusto que haya personas del ISSSTE que estén recibiendo las vacunas cuando no trabajan en una área de riesgo, como otros de mis compañeros y lo peor de todo es que ni trabajan aquí. El doctor Ramírez, junto con la jefa de enfermeras, dijeron a quién sí y a quién no y metieron a su familia, andaban trayendo una lista en donde estaban anotándose varios familiares y el doctor Ramírez también se vacunó y decía que él mandaba en la clínica y qué bueno que se haya vacunado, pero que mal que a los trabajadores de base no nos hayan dado esa oportunidad”, dijo uno de los empleados del hospital.

Para que pudieran ser vacunados, algunas personas que no están en situación de riesgo o que incluso no son trabajadores del sector salud se disfrazaron para poder ser inmunizados.

“Estamos muy molestos el personal del ISSSTE de Cuautla derivado de que personal que no está adscrito a esta dependencia ha recibido la vacuna por Covid-19  y nosotros estamos inconformes ante esta situación porque, por ejemplo, la jefa de enfermeras trajo a familiares directos a que se aplicaran la vacuna siendo que no son dependientes de esta institución, así como personal de limpieza que es gente que está contratada por una empresa privada para que realice estos servicios y hasta se disfrazaron para venir a aplicarse la vacuna cuando laboran en otros lugares

“Lamentablemente nos están quitando esa oportunidad de poder recibir la vacuna, dado que estamos en contacto directo y somos personas en riesgo de contagio de Covid-19”, dijo otra empleada del hospital.

Este es el segundo acto de corrupción registrado en el ISSSTE Morelos relacionado con la aplicación de las vacunas contra Covid-19. El primero se trató de un robo de por lo menos cuatro dosis en el Hospital de ese Instituto en Cuernavaca, mismo que se encuentra bajo la administración del Ejército Mexicano.