Masiosare agencia de noticias

Masiosare
Sin embargo, el diputado José Casas sostiene que la misma Secretaría de Salud se lo entregó - Foto: Especial

Cantú Cuevas califica de “falso”, documento difundido por el diputado Casas

Se trata del protocolo del Hospital Parres que obliga a los pacientes a firmar el consentimiento informado de no resucitación cardiopulmonar; sin embargo, el legislador afirma que dicho texto le fue entregado por la propia Secretaría de Salud

POR: Jaime Luis Brito, Visitas: 169

Publicado: 28/04/20 09:27

 

Por fin, el secretario de Salud, Marco Antonio Cantú Cuevas, habló, en la conferencia de prensa diaria para informar del panorama de Covid-19 en Morelos, sobre el documento que obliga a los usuarios a firmar el consentimiento informado de no resucitación cardiopulmonar, y señaló que “es falso”.

Forzado, a pregunta expresa en la conferencia que hoy se transmitió a través de las redes sociales y sólo hubo cinco cuestionamientos hechos también a través de internet, el funcionario lamentó que “personas con otros intereses tergiversen la información, generen en la población incertidumbre y además desacrediten la labor de los médicos”.

No obstante, el diputado José Casas González, quien hizo público el documento, asegura que fue la propia Secretaría de Salud del gobierno del estado, la que le entregó la copia titulada Plan Operativo Covid-19 del Servicio de Medicina Interna del Hospital General de Cuernavaca, José G. Parres, en el que se establece: “Todos los casos de Covid-19 deberán ingresar (al nosocomio) con Hoja de Consentimiento bajo Información por escrito de No resucitación cardiopulmonar”.

 

También lea

Morelos: Pacientes de Covid-19 firman su consentimiento para morir

 

El documento presenta cuatro firmas autógrafas realizadas por igual número de médicos, quienes se dieron por enterados el 15 de abril del documento fechado el 27 de marzo pasados. Junto con las firmas aparecen dos números de cédulas profesionales que se alcanzan a leer. Además, Masiosare corroboró que las firmas son reales, pues médicos del Hospital Parres fueron consultados al respecto.