Masiosare agencia de noticias

Masiosare
Las empresas big tech que controlan la internet en el hemisferio oriente del mundo, con base en China - Foto: Especial

Más allá de la Twitósfera: Internet

La internet nació acompañado de un sueño de la competencia que parece que terminó como oligopolio; en occidente, hay un dominio de cuatro Big Tech; en oriente, la dominan cuatro empresas chinas

POR: Estefanía Capdeville, Visitas: 276

Publicado: 02/03/21 01:42

 

Internet no fue inventado por una compañía. Internet fue creado por el Departamento de Defensa de Estados Unidos durante la guerra fría como un sistema de información y comunicación en caso de que todo fuera destruido por un ataque nuclear. Internet como invento no le pertenece a nadie, es un espacio. Y hoy, es un espacio dominado por menos de 10 compañías.

En la mitad del mundo en la que nosotros vivimos, internet está dominado por los Big Tech: Amazon, Apple, Google y Facebook. Y en la otra mitad del mundo, la dominada por China, están los otros cuatro: Baidu, Alibaba, Tencent, Xiaomi.

Pero para entender cómo se concentró así el mercado de internet, tenemos que retroceder en la historia. En los 90 internet era la promesa de competencia perfecta, iba a ser el mundo en donde todos los países, personas y empresas iban a poder comunicarse y vender cosas en igualdad de condiciones. Y, de una forma lo logramos, hoy yo en mi celular puedo comprar cualquier cosa que se me ocurra de cualquier parte del mundo. Pero no lo voy a comprar directamente, lo voy a comprar vía Amazon, la empresa cuyo fundador ya es el segundo hombre más rico del mundo.

¿Esto quiere decir que no hay competencia? no. En su mitad del mundo, estas empresas compiten ferozmente entre ellas. Por ejemplo, Amazon es el principal competidor de Facebook en publicidad digital. Así como al mismo tiempo compite con Google por dominar los servicios de la nube. Pero estas empresas han crecido tanto y tan rápido que sería imposible para un nuevo competidor innovar e invertir en nuevos productos a la velocidad que ellos lo están haciendo.

Pero ¿qué tan rápido crecieron? Todos sentimos que Facebook empezó ayer pero este año va a llegar a la mayoría de edad, o sea 18 años, y es la empresa más joven de los Big Tech. En los últimos 20 años hemos visto a estas empresas crecer y expandirse por el mundo, pero parece que fue ayer que nos dimos cuenta que estas empresas ya son enormes y están en todos los aspectos de nuestras vidas.

La primera respuesta ante esta situación ha sido de la Unión Europea. El tono de su legislación va dirigido específicamente a las cuatro empresas americanas, pues hicieron una ley “especial” para las empresas de servicios digitales con más de 45 millones de usuarios y/o un décimo de la población de la Unión Europea. Es decir, tiene dedicatoria para Amazon, Apple, Google y Facebook.

La legislación presentada en dos partes -Digital Services Act (DSA) y Digital Markets Act (DMA)- especifica que las compañías clasificadas como “plataformas de servicios centrales” no podrán dar trato preferencial a sus propios productos, es decir, Amazon no podrá seguir anunciando y vendiendo productos marca Amazon en su plataforma. También, están obligados a asegurar la interoperabilidad de todos sus servicios, por ejemplo Google tiene que compartir el código de su buscador con otras empresas… por ejemplo, con la empresa francesa Qwant.

Pero ¿cuál es la intención de esta legislación? Realmente, con la excusa de proteger a los usuarios europeos están haciendo una legislación 100% proteccionista para favorecer a sus propias empresas de las cuatro Big Tech americanas y las cuatro chinas que también, hay que decirlo, están dando la batalla por el mercado europeo. La pregunta es ¿con esto tendremos nuevas opciones de Big Tech europeas? eso está por verse.

Y así, en esta brevísima historia, resumimos cómo el sueño de un mercado altamente competitivo y libre se ha ido concentrando en las grandes empresas que tienen el capital para seguir invirtiendo e innovando. Y ahora, comenzamos la siguiente etapa: la politización de las grandes redes sociales y servicios digitales en donde las potencias mundiales van a medir su poderío tecnológico.

Para más ideas inconexas, en @yeyicapdeville