Masiosare agencia de noticias

Masiosare
El activista antri-Trump, Stephen Parlato, pasa frente al Capitolio con un cartel con la foto del presidente (Imagen de J. Scott Applewhite de la agencia AP) - Foto: Agencias

Más allá de la Twitósfera: ¿qué sigue para el Partido Republicano?

Luego de la toma del Capitolio por parte de una turba de hombres blancos azusados por Trump, ¿el partido que lo llevó al poder se deslindará del magnate?, quizás de hacerlo sería contraproducente

POR: Estefanía Capdevile, Visitas: 225

Publicado: 12/01/21 06:12

 

Todos vimos cómo la historia se escribió ante nuestros ojos: una turba enardecida de -hay que decirlo- hombres blancos, tomó el Capitolio durante 4 horas y a plena luz del día mientras el Congreso sesionaba. El artífice de esto fue Donald Trump que con su discurso incendiario convenció a sus votantes de que existió un fraude electoral y, por supuesto, todos quisieron ser el héroe americano.

Las imágenes le dieron la vuelta al mundo en tiempo real y, por supuesto, ante el escándalo comenzaron a desmarcarse los cercanos de Trump. Hasta el momento han renunciado 13 miembros de su gabinete y hasta Melania envió una larga carta reprobando los hechos violentos. El daño está hecho.

La pregunta aquí es: ¿qué va a pasar con el Partido Republicano? porque a unas horas de los hechos parecía que era posible que juntaran los votos para echar a Trump de la Casa Blanca y continuar sin él, pero si analizamos los datos, la realidad parece ser que al Partido Republicano no le conviene separarse todavía del apellido Trump:

● Trump recibió más de 70 millones de votos, el mayor número de votos que jamás un candidato ha recibido, solo superado por Biden.

● Más del 50% de los votantes Republicanos cree que hubo fraude en la elección

● Antes de la toma del Capitolio, el 64% de los votantes republicanos consideraba que el Congreso no debía validar la elección.

Y el dato que para mi es definitorio para desmentir la versión de que los pro-Trump son un grupo de locos aislados y que no forman parte del partido: dos tercios de los Congresistas Republicanos y un cuarto de los Senadores iban a votar en contra de verificar la elección antes de la toma del Capitolio. Así que podemos asegurar que el desmarcarse después de la toma del Capitolio solo fue una movida para salvarse.

Otros que se desmarcaron después de la toma del Capitolio fueron los Tech Gigants; Facebook retiró las cuentas de Trump hasta el 20 de enero; Twitter no le permitió tuitear en 24 horas; Google y Apple eliminaron de su tienda de aplicaciones la app Parler a través de la cual sus seguidores intercambian información y supuestamente se organizaron para tomar el Capitolio. Trump lleva por los menos 5 años amenazando, insultando y poniendo en peligro la paz mundial desde sus plataformas ¿por qué hasta ahorita lo cancelaron? porque por unos momentos el costo político de permitirle seguir comunicando desde sus plataformas se volvió demasiado alto. Pero sus cuentas siguen disponibles. Solo fue un castigo.

Y retomando la pregunta inicial sobre el futuro de los Republicanos, yo creo que la única solución es la misma que tiene Biden para lograr tener una Presidencia exitosa: meter a Trump a la cárcel. Lograr que pague por alguno de sus crímenes, es la única manera en la que tanto el Partido Demócrata como el Republicano se salvan de volver a tenerlo como candidato en el 2024 y, desde mi punto de vista, la única forma en la que el Partido Republicano puede volver a ser el partido del “law and order”. The clock is ticking.

Para más ideas inconexas, en @yeyicapdeville